Cómo ahorrar en calefacción: consejos prácticos para un invierno sin sorpresas

Un estudio publicado en 2017 por la empresa Grupo AIS afirma que las familias españolas gastan de media unos 1.100 euros al año en energía, electricidad, gas y otros combustibles de uso doméstico, lo que lo convierte en el 4% del gasto total medio español, que es de 27.400 euros al año.

De los 1.100 euros que se gasta al año, entre el 45% y el 60% corresponde al gasto de calefacción. Razón por la que es importante dar a conocer ciertos consejos sobre cómo ahorrar en calefacción, para que este porcentaje disminuya o, simplemente, no crezca y nos dé un susto a final de mes.

Consejos útiles para saber cómo ahorrar en calefacción

Un uso intensivo de la calefacción durante los meses de invierno hace que muchas familias se tengan que apretar el cinturón. Pero con los consejos que os vamos a dejar a continuación os ayudarán ahorrar en calefacción con pequeños gestos y hacer un uso más eficiente.

  1. Saca el aire de los radiadores. Es aconsejable purgar los radiadores, al menos, una vez al año, sobre todo cuando va a empezar el invierno y vas a empezar a utilizar estos aparatos. Los radiadores suelen acumular burbujas de aire que impiden el paso del calor, lo que significa que no van a calentar con la potencia que se necesita.
  2. No cubras la calefacción. Es posible que hayamos cubierto los radiadores de la calefacción alguna vez, o bien porque nos parecen antiestéticos o bien porque queremos secar o calentar alguna cosa. Pero para ahorrar en calefacción, hay que saber que cubrirla va a suponer una peor salida del aire caliente y, por supuesto, un aumento en el consumo.
  3. Busca siempre una temperatura entre los 16 y los 20 grados. Estamos hablando de la temperatura recomendada para todos los hogares. En el momento que decides subirla temperatura a más de 20 grados debes saber que por cada grado es un incremento en la factura de un 5%. Lo ideal es la instalación de un termostato para poder controlar la temperatura. Puedes llegar a ahorrar hasta 60€ al año.
  4. Otro consejo sobre cómo ahorrar en calefacción es ventilar la casa al medio día. Abre las ventanas como máximo una hora, este momento del día es perfecto en invierno ya que es cuando más temperatura se consigue fuera. Si ventilas a primera hora de la mañana entrará todo el frío.
  5. Apaga radiadores. Si tienes estancias de la casa que no utilizas, es recomendable que los radiadores de estas zonas se mantengan apagados, ya que es un consumo extra que no calienta a nadie.
  6. Coloca aislamientos en las zonas de fuga de calor. Estas zonas suelen ser ventanas mal selladas, puertas, etc. Todos estos huecos suelen ser los responsables de la pérdida del 25% del calor. También hay que tener en cuenta las cajas de las persianas y los enchufes o interruptores que estén en paredes que dan a fachada. La mejor opción es, por supuesto, cambiar los cerramientos por unos nuevos con rotura de puente térmico, ya que el ahorro es evidente a largo plazo, pero como esto no está al alcance de todos, aconsejamos sellar con masilla o con burletes las zonas críticas. Para ahorrar calefacción en el caso de que vivas en un chalet, puedes cubrir las zonas que vienen del desván o del sótano, puesto que son zonas especialmente frías.
  7. Aprovecha la luz del sol. En general, si las ventanas están cerradas pero las persianas están subidas en las horas que más luz del sol entra al hogar, puede llegar a calentar la casa de manera natural. Puesto que es gratuito es una de las mejores formas de ahorrar en calefacción durante el día.
  8. El número de radiadores es muy importante. A lo mejor pensamos que para ahorrar en calefacción, si en un hogar amplio ponemos pocos radiadores habrá menos consumo, pero esto no es real. Si ponemos pocos radiadores estos trabajarán a pleno rendimiento durante mucho más tiempo para conseguir una temperatura confortable. Por lo tanto, hay que saber cuántos radiadores son necesarios para toda la superficie de la que dispones.
  9. No mantener la calefacción 24 horas al día. La vivienda no necesita tener una temperatura constante 24 horas y menos si no se está en casa. La OCU (Organización de Consumidores y Usuarios de España), recomienda mantener una temperatura durante el día de 20 grados y durante la noche de 16 grados. A la hora de ahorrar en calefacción, un error grande es, por ejemplo, cuando llegamos a casa y para intentar calentar la casa más rápido, ponemos la temperatura a más de 20 grados, pero esto no es verdad. El tiempo en el que se calienta la casa es el mismo y, además, si ponemos la calefacción a más de 20 grados supone un aumento del gasto energético.
  10. Mantén el sistema de calefacción en perfecto estado. Esto quiere decir que hay que realizar una revisión anual para aumentar la seguridad y que ayude a confirmar que la instalación funciona correctamente para que tenga consumo eficiente.

Cómo ahorrar en calefacción es uno de los quebraderos de cabeza que más pensamos en invierno. Por ello, además de los 10 consejos citados, queremos nombraros los convectores eléctricos, productos de nuestra gama que aseguran un calentamiento más rápido de una estancia y un menor gasto energético. Desde TESY ofrecemos 3 gamas de producto que integran la tecnología TESY Cloud con control vía Internet.

Somos una empresa repleta de gente entusiasmada y apasionada por lo que hace, de mente abierta, dispuestos a aprender siempre y con inspiración para crear. Por ello, utilizamos las últimas tecnologías que aportan la máxima funcionalidad para ayudar a ahorrar en calefacción y unos diseños que llaman la atención.

Nuestros años de trabajo, nuestra presencia en una gran cantidad de países y nuestra solidaridad, lealtad y fiabilidad nos avalan, ofreciendo productos y servicios de la máxima calidad pensando en las personas.